Mindfulness y sus beneficios


Mindfulness viene de la meditación vipassana que practican los monjes budistas desde hace muchos años. Disponen de técnicas tanto para tranquilizar la mente como para el auto conocimiento y la auto observación.

En la década de los 60 el Dr. Jon Kabat Zinn y Richard Davidson comenzaron a estudiar los beneficios de la meditación mindfulness en la salud física y mental.

Las investigaciones científicas han mostrado que la práctica regular de mindfulness modifica la estructura y función cerebral, por lo que tiene un impacto positivo en la auto regulación emocional y la impulsividad.

A partir de entonces, mindfulness dejó de pertenecer exclusivamente al ámbito religioso y se transformó en una técnica psicológica empleada hoy en día para una gran cantidad de padecimientos. Desde entonces se incrementaron los estudios e investigaciones de los beneficios de esta práctica milenaria. Así mismo se crearon varios programas y métodos de intervención para el tratamiento del dolor, estrés, ansiedad y depresión, basados en mindfulness o atención plena. El más conocido es el Programa de Reducción de Estrés basado en Atención Plena o Mindfulness del Dr Jon Kabat Zinn que hoy en día, se aplica en más de 80 hospitales en Estados Unidos para reducir estrés, ansiedad y depresión en los pacientes y como una intervención eficaz para la disminución del dolor en pacientes terminales.

Beneficios comprobados científicamente:

Ø Disminuye los síntomas de estrés, ansiedad generalizada y depresión clínica. Hoy en día, está considerada una intervención muy eficaz para el combate de estos padecimientos.

Ø Contribuye a afrontar de una manera más adecuada, las situaciones estresantes y tomar decisiones más racionales. Nos ayuda a entrar poco a poco, en un estado de calma y tranquilidad para poder transformar la manera en que reaccionamos ante el estrés y a las situaciones difíciles en general.

Ø Disminuye la impulsividad y propicia mayor autocontrol emocional por lo que resulta de gran ayuda para personas que no manejan adecuadamente la ira y el coraje. Así mismo hoy en día, se utiliza para diversas conductas adictivas como alcoholismo, tabaquismo y compulsión por el alimento.

Ø Mejora la concentración y la habilidad para enfocar la atención en un evento o situación por más tiempo, incluso en personas que se encuentran bajo gran presión. Resulta muy eficaz para el tratamiento del deficit de atención en niños y adultos.

Ø Fortalece el sistema inmunológico al incrementar el número de anticuerpos que nos ayudan a defendernos de bacterias y virus.

Ø Contribuye a disminuir síntomas y dolor crónico de diversos padecimientos como fibromialgia, cáncer, VIH y asma. Y a mejorar el bienestar general y la calidad de vida de enfermos terminales.

7 views0 comments